Atrás | Siguiente

 

REVELACIONES

 

Algunas experiencias nos marcan de por vida. En mi caso, recuerdo especialmente un desierto, una paloma, una fuente, un mosaico, y un tío disparando una flecha, en forma de polla, al coño de una mujer desnuda. No me pregunten qué sentido tiene todo esto, me pasé una hora y media delante de la pantalla intentando entender algo. Al final, decidí que eso era infumable, pero que jamás había visto nada igual: a partir de entonces, cada vez que alguien me preguntara cuál era la peor película que había visto le hablaría del desierto, de la paloma, de la fuente, del mosaico y del tío disparando una flecha, en forma de polla, al coño de una mujer desnuda.


Precisamente esta última imagen es la que hoy me ha hecho pensar en la sensación que experimenté mirando esa mezcla de cine europeo y de bollywood: hoy ha caído en mis manos un viejo programa de la Filmoteca de Cataluña y, por fin, he descubierto a qué película me estaba refiriendo cuando hablaba de la peor película que había visto. Se trata de Il fiore delle mille e una notte (Las mil y una noches) de Pier Paolo Pasolini.

 

© Esponjiforme Entertainment. Todos los derechos reservados. El plagio es un delito y será castigado con la pena de muerte. No somos comunistas.

Consulten sus dudas, dirijan sus insultos y hagan efectivas sus transferencias bancarias a través de nuestra dirección de correo:

esponjiforme@esponjiforme.com